2012-03-18

GARIZUMA - Con los 40 últimos

TERRITORIOS PALESTINOS OCUPADOS
Población: 7.000.000
Capital:Jerusalén
IDH: 0,641 (nº 114)
EL DERECHO A LA LIBERTAD

Derecho a la libre determinación de los pueblos

Meir Margalit coordina el Comité Israelí contra la Demolición de Casas (ICAHD) y es concejal de Jerusalén desde 2008 (lo fue también entre 1998 y 2002). En su doble faceta de activista y político, este israelí nacido en Argentina lucha contra la política de destrucción de viviendas palestinas practicada por Israel.
Meil Margarit
Las autoridades israelíes están siguiendo dos estrategias: construir más asentamientos y destruir casas palestinas en lugares que, consideran, tienen que quedar bajo control israelí. Hay que aclarar que las viviendas demolidas son casas que los palestinos construyen en su propia tierra, nadie pone en duda que la tierra les pertenece. Las construyen ilegalmente porque el gobierno israelí les niega sistemáticamente la licencia.
“El Comité Israelí contra la Demolición de Casas lucha contra esta política tan dura en cuatro niveles”, dice Meir Margalit. “En primer lugar asistencia legal. Segundo, hacemos un trabajo sobre el terreno, nuestros activistas tratan de frenar las excavadoras encadenándose en casas que van a ser demolidas. Generalmente no tenemos éxito porque basta con dos o tres granadas lacrimógenas para que haya que salir. En tercer lugar, presionamos a organizaciones internacionales y a diplomáticos para que presenten sus protestas ante el gobierno israelí o el municipio de Jerusalén. Y un cuarto elemento es el de reconstruir casas demolidas; pero lo hacemos no como un acto de filantropía sino como un acto de desobediencia civil. La casa es para el palestino mucho más que la suma de los ladrillos, el cemento y el resto de los elementos que la componen. Es el mundo entero, una familia sin casa es una familia que no está arraigada a nada. Esto es traumático para padres, hijos y mucho más aún para una mujer palestina porque su identidad depende del lugar que ella ocupa en el medio de la casa.”
www.es.amnesty.org

FIRMADO Y RATIFICADO
Pacto Internacional Derechos Civiles y Políticos. Art. 1:
Todos los pueblos tienen el derecho de libre determinación. En virtud de este derecho establecen libremente su condición política y proveen asimismo a su desarrollo económico, social y cultural. Los Estados Partes en el presente Pacto, incluso los que tienen responsabilidad de administrar territorios autónomos y territorios en fideicomiso, promoverán el ejercicio del derecho de libre determinación, y respetarán este derecho de conformidad con la Carta de Naciones Unidas.

DEL DERECHO AL HECHO
Meir Margalit escribía en julio de 2011: “Estoy en política porque estoy convencido de que este conflicto se debe manejar en el campo político y no sólo en la calle. Respeto profundamente todas las posiciones a la hora de enfrentarse a la ocupación y sé perfectamente que ninguna de ella es cómoda, ni fácil. Tampoco mi posición es cómoda ni fácil, pero es la que yo creo que debo asumir. Creo fervientemente en el llamado ’efecto acumulativo’ y estoy convencido de que la acción mancomunada de todos nosotros, los de dentro y los de fuera, tarde o temprano derrumbará la ocupación.” ¿A cuántos políticos como él conoces? ¿A cuántos les puedes transmitir hoy tu ánimo y tu apoyo?

ORACIÓN
¡Gracias, Señor,
por todos aquellos
–sean de la religión que sean–
que se comprometen en la vida pública
asumiendo posiciones ni cómodas ni fáciles
en favor del bien de todos!